Clases de preparación al parto

lunes, 14 de mayo de 2012

Hola, ya estoy en la recta final del embarazo, algo menos de dos meses para poder verle la carita a Sergio, y he comenzado las clases de preparación al parto.

odio estar embarazada

Aunque sigo teniendo síntomas desagradables, como nauseas, vómitos y mareos (por bajadas de tensión), he conseguido que mi empresa me deje trabajar desde casa, y la verdad que es un lujo. No tengo que madrugar tanto, no tengo que andar en coche todos los días, y si me da el bajón de tensión, como estoy en casa, pues me tumbo un poco y se me pasa.


Con respecto a preparación al parto, me ha gustado mucho la matrona que nos ha tocado, y encima voy con mi mejor amiga (que está esperando otro peque, mas o menos estamos del mismo tiempo).

En esta primera clase nos explico las distintas partes del parto, y la verdad que estuvo muy bien, porque para las primerizas me pareció muy sencillo de entender todo y para mi estuvo bien saber lo que hice bien y mal en el primer parto. Además nos contó los cambios que ha habido en el hospital San  Agustín desde que dí a luz yo, como que ahora hay pelotas de yoga para ayudar en la dilatación y que ahora podemos solicitar donar el cordón umbilical (cosa que haré si es posible, ya que solo se puede hacer de domingo a jueves).


 El parto comienza cuando comienzan las contracciones, una de las cosas que me pidió la matrona fue que definiera las contracciones, considero que es muy difícil definirlas, pero mi respuesta fue: "sentir pinchazos por el bajo vientre y una tensión muy fuerte", y nos dijo que era eso exactamente, una tensión. Cuando Carla no tuve contracciones hasta el día que dí a luz, y siempre tuve la duda de si me daría cuenta, pero para las primerizas deciros que cuando tengas contracciones de parto lo sabrás.

En cuanto empiezan las contracciones, no hay que asustarse e ir inmediatamente al hospital, porque la probabilidad de que te manden para casa otra vez es muy alta o lo que es peor que te ingresen y estés allí dos días. Que tengas contracciones no significa que vayas a dar a luz, ya que hasta que no tengas el cuello del útero borrado ni dilates los 10 cm, no darás a luz. Mi  recomendación es que mientras aguantes el dolor y no rompas aguas estés en tu casa. Te puedes duchar y preparar las últimas cosas que te queden para ir al hospital tranquilamente, (yo con Carla estuve con contracciones desde la una de la mañana hasta las cinco, que ya empezaron las fuertes de verdad y las tenía cada 3 minutos, y cuando estaba preparada para irme rompí aguas).

Esa movida de romper aguas, vaya tema, hay gente que ni se entera de que ha roto la bolsa, ya que a veces sientes como ganas de mear y vas al baño y es como si hicieses pis, en este caso te tiene que fijar en el color del liquido, si es como blanquecino pues es liquido de la bolsa. En mi caso rompí aguas al estilo película, vamos que se formo un charco debajo de mi, y llegué al hospital empapada, porque aunque me cambié y me volví a duchar, aquello no paraba, y cada vez que me movía, me ponía pingando.


En las clases de preparación, la matrona nos explicó una manera de aguantar las contracciones, se trata de utilizar los balones de yoga, te sientas en el balón y cuando venga la contracción hacer como círculos con la cadera sobre el balón y por supuesto hacer la respiración. Estos balones al parecer ayudan a dilatar. Hay muchos artículos sobre esto de los balones, te dejo uno para que le eches un ojo aquí...


178470726

Durante esta primera fase, puedes encontrarte cuando vayas al baño, con un poco de sangre o que eches como un poco de moco con sangre, eso es el tapón mucoso, es lo que recubre el cuello del útero, y tiene que eliminarse mientras se borra el cuello. Es totalmente normal, y no hay que preocuparse, únicamente si echas las aguas sucias, es el momento de subir, porque puede que el bebe se haya hecho caca, y no es bueno que esté en esas aguas mucho tiempo (esto me pasó a mi con Carla).

Cuando ya no puedas aguantar vete al hospital. Nada más legar te llevan a monitores, y te miraran los centímetros que llevas dilatada. Si llevas menos de 3 no te ponen la epidural ni te pasan al paritorio. Esto no pasa hasta que estés con 5 cm, ahí ya te pueden poner la epidural si la quieres. Una vez te has puesto la epidural, se acabaron los dolores (al menos en mi caso), hasta el momento de empujar, que debes sentir la contracción para poder empujar.

Que debes sentir cuando llega el momento de empujar, pues hablando claro, como si tuvieras ganas de hacer caca, es una sensación super rara, pero es el momento de empujar, y conocer a tu bebe. Esta fase se llama expulsivo, mi recomendación es esta fase es que empujes como una burra.

Yo con Carla no sentía nada (me pusieron mas epidural de la necesaria), pero empujé como si no hubiera un mañana, y en 10 minutos estaba Carla fuera (tres empujones), planteate algo, vale más 3 empujones fuertes, que 20 suaves (cuanto más tardes, menos fuerzas vas a tener).


Hoy tenemos la segunda clase, y nos pondrá un vídeo de un parto (no se si tengo ganas de verlo), y haremos un poco de gimnasia, en esta gimnasia nos enseña a respirar, algunas posturas para estar cómodas durante el parto, y ejercicios para mejorar las posturas y evitar dolores de espalda.

Y ahora te dejo mi frase favorita sobre los embarazos: "Lo mejor del embarazo es el parto", enfrentate a ello sin miedo, y con calma, porque te vas a llevar un premio precioso para casa.

Saludines y buen día...

No hay comentarios :

Publicar un comentario